jueves, 24 de abril de 2008

Mi primer relato....

UN HUECO QUE LLENAR....

Mientras Lucil comía, no dejaba de pensar en aquella conversación, no sólo por lo inusual que resultaba tener un bis a bis con alguien que está a cientos de kilómetros de distancia, sino más bien por el matiz que tomaron las palabras de Antuan.
Aun latía con fuerza su corazón. Sin duda la figura de Antuan representaba un baluarte importante en su vida, y casi sin darse cuenta, había empezado a formar parte de su mundo, recordándolo y teniéndolo presente ante cualquier ínfimo detalle, cosa que la perturbaba un poco.
Nunca antes tuvo una dependencia similar ante lo que, realmente, era un extraño, porque si se detenía un momento en esa realidad a la que siempre hizo caso omiso, tenía que reconocer que no sabía demasiado de él y que la relación que llevaban a base de cartas que siempre acababan cruzándose en el camino, no era del todo normal. Y por otro lado la idea de estar viviendo una mentira también la martirizaba. Pero su pensamiento despegó de aquella realidad que tanto daño le hacía, y aterrizando de nuevo en aquel maravilloso mundo de película en blanco y negro, volvió a pensar en aquellas palabras escritas en la pantalla de un ordenador en el ciber de la esquina.
Antuan la había adulado quizá en exceso, y eso la descolocó un poco. Él se caracterizaba por ser muy cauto en sus comentarios hacia ella por no ilusionarla más de lo debido, o al menos eso es lo que siempre había creido, pero en esta ocasión todo fué distinto.
Se habían contado tantas cosas personales e íntimas que podría decirse que cada uno era cómplice de la vida del otro, sin embargo, aquel día, en el ciber, se había sentido cohibida durante su conversación en el chat ante un Antuan que, sencillamente, había sido encantador...
Cuando Pedro entró en la estancia la miró frunciendo el entrecejo y por un instante pensó que había leido cada uno de sus pensamientos. Hizo una mueca mientras cogía una vaso de agua y se dirigió a ella con gesto irónico mientras le preguntaba: "¿qué bicho te ha picado...?". Lucil se sorprendió ante lo que a ella le pareció una pregunta algo incómoda, pero antes de que pudiera contestarle, Pedro continuó con su sarcasmo: "por la cara que tenías seguro que no estabas pensando en mí..." a lo que le siguió una sonora carcajada.
Lucil le devolvió una tímida sonrisa y se levantó apresuradamente mirando el reloj e intentando adoptar un cierto aire de sorpresa para poder escapar de aquella incómoda situación excusándose por llegar tarde al trabajo.
Mientras arrancaba el coche, su conciencia volvió a bombardearla como en muchas otras ocasiones durante ese último año, pero cerró los ojos, metió la mano en su bolso y sacó la carta que iba a enviar hoy a Antuan explicándole lo mucho que le había gustado haber mantenido aquel "bis a bis", como ellos lo habían bautizado, y sacudiendo ligeramente la cabeza intentando quizá apartar aquellos remordimientos, puso en marcha el vehículo con prisa. Tenía que pasar antes por correos para enviar aquella carta....

7 comentarios:

CARINA dijo...

me encanta tu blog ,hoy solo entre, mire un poco ,pero ya te tengo agendada para poder tomarme mi tiempo y leerte ocn mas calma...
un besito

neruda dijo...

Estoy encantada con tu visita y me alegra que te haya gustado mi blog. La verdad es que no llevo mucho tiempo en esto y no estoy a la altura de otros muchos, por eso me llena de orgullo que a alguien le guste mi modesto blog. Vuelve cuando quieras. Un beso.

Iván dijo...

Que peligroso que es el Messenger. Casi diría que es una historia algo autobiográfica... ;P
Me ha gustado mucho. Echo en falta algún giro en el final aunque es una manera correcta de cerrar el relato. Sin duda lo mejor es la profundización en la relación entre Antuan y Lucil. Bien narrada. Echo de menos algo de trama en el personaje de Pedro. Quizá demasiado secundario. Pero es sólo mi opinión como lector.
Si te interesa tengo material de un curso que hago a distancia. Es una buena manera de practicar. Dime algo y te lo mando.
Un beso!

<< Lolylla >> dijo...

pues es un buen relato, enhorabuena!

un saludo y adelante!

neruda dijo...

Tanto como autobiográfica....pero quien no ha chateado alguna vez con alguien? supongo que con solo prestar atención a lo que mucha gente comenta se puede deducir que es una forma de relacionarse muy frecuente hoy día. Agradezco tu análisis del relato, hasta me sentí un poquito importante y todo con tu valoración jajaja, pero sé que tengo mucho que mejorar y aprender.
Gracias lolylla, me animé después de leer algunos en el blog de Iván, pero tengo que reconocer que no son comparables a los suyos.

El redactor dijo...

Vaya, me alegro de que te animes con los relatos !

El primero siempre es una duda, pero lo importante es que cada vez te engancha mas y ya verás como sigues escribiendo. No hace falta hacerlo bien, simplemente tener una idea que contar. Si ya lo haces bien debe ser la leche !

Unas pequeñas observaciones si me permites :

No tiene titulo ?

Me quedo con las ganas de mas, parece que le falta historia al final...

Profundizas mucho y bien en los sentimientos de las personas (no me esperaba menos de ti). Lo que me hace mucha gracia es que escribas los nombres Lucil y Antuan como suenan.

Esperamos otras entregas ;)

neruda dijo...

Redactor... no te permito, sino que te pido que siempre me des tu más sincera opinión acerca de todo lo que publico, ya sea relato o no. Siempre agradeceré que lo hagas.
Estoy de acuerdo contigo en muchas cosas y en cuanto a lo de los nombres....jajaja, bueno eso también tiene una historia detrás que otro día contaré...

Plantilla original blogspot modificada por plantillas blog